artecontexto

Diputación de Huesca: Las cajas de Ámsterdam

Esta exposición recoge la obra inédita de las dos fotorreporteras anarquistas, Margaret Michaelis y Kati Horna, que se consideró perdida durante décadas. Pone el foco en dos grandes fotógrafas de la historia, con una trayectoria artística marcada en ambos casos por su estancia en Berlín, cuyo trabajo no ha sido suficientemente reconocido. Con una fotografía casi documental, nos muestran el empeño de la clase obrera por construir esa nueva sociedad. Margaret Michaelis (Dziedzice, 1902 – Melbourne, 1985) y Kati Horna (Budapest, 1912 – México, 2000) pusieron sus cámaras al servicio de la Revolución Social impulsada por los anarquistas y anarcosindicalistas de la CNT-FAI durante la Guerra Civil Española. 

A diferencia de lo que se pensaba hasta ahora, las fotografías de Michaelis y Horna tomadas durante la guerra civil, no cayeron en manos franquistas ni desaparecieron entre las ruinas de los bombardeos, sino que se enviaron al Instituto Internacional de Historia Social de Ámsterdam, junto al resto de material de la Confederación Nacional del Trabajo (CNT) y la Federación Anarquista Ibérica (FAI), al acabarse la contienda. Después de un largo viaje, llegaron por fin a la ciudad holandesa en 1947, donde permanecieron prácticamente invisibles hasta 2016, cuando se organizó el archivo fotográfico de los anarquistas y se publicó su inventario. Durante ese proceso, el legado de Horna y Michaelis fue identificado en el Archivo Fotográfico de las Oficinas de Propaganda Exterior de la CNT-FAI en el instituto holandés por Almudena Rubio, comisaria de la muestra. Por un lado, los celuloides de 35mm de cámara Leica de Margaret Michaelis, fruto de su trabajo como fotógrafa de confianza de la CNT-FAI en los primeros meses de conflicto. Y 511 negativos de 6×6 de cámara Rolleiflex de Kati Horna, que produjo durante los seis meses de trabajo en las Oficinas de Propaganda de los anarquistas, hasta su traslado a Valencia en julio de ese mismo año. 

Aunque no existe documentación en el archivo de la CNT-FAI que lo corrobore (como en el caso de Horna) durante los primeros meses de guerra, Margaret Michaelis, asentada en Barcelona desde 1933, trabajaría para la Sección Gráfica convirtiéndose en la fotógrafa de confianza de los anarquistas. Con su cámara Leica retrata la Barcelona revolucionaria y viaja junto a la anarquista Emma Goldman (1869-1940) a Aragón y a Valencia. Este último viaje a Valencia lo harían acompañadas además por el anarcosindicalista holandés Arthur Lehning (1899-2000) y el periodista H.E. Kaminski (1899-1963), que dejaron escrita aquella experiencia, a modo de diarios, en los libros Spaans dagboek & Aantekeningen over de revolutie in Spanje y Los de Barcelona, respectivamente, y que han sido piezas claves para identificar las fotografías de Michaelis en el archivo CNT-FAI y que se presentan por primera vez en esta exposición. Sus fotografías fueron publicadas en la prensa de la época y en el primer gran proyecto gráfico, el álbum 19 de Julio; centrado en la lucha contra los fascistas en Barcelona, pero también en los logros que la revolución iba conquistando. 

Aquella situación cambiaría sin embargo con la llegada de Kati Horna a finales de enero de 1937. Con el nombre de Catalina Polgare comienza a trabajar como fotógrafa oficial de la CNT-FAI con un salario de 84 pesetas por semana que mantuvo hasta su traslado a Valencia en julio de ese mismo año. Seis meses en los que toma fotografías en Barcelona y viaja en dos ocasiones al frente de Aragón, configurando el archivo identificado en Ámsterdam. Al mismo tiempo, crea la Spanish Photo Agency, conocida como Photo SPA, de la que será fotógrafa principal y que nutria a periódicos y revistas como Solidaridad Obrera, Tierra y Libertad, Mujeres Libres o Umbral, entre otras. Una experiencia, la de la agencia, que le permitiría ver publicadas sus fotografías en revistas de proyección internacional como la británica Weekly Illustrated. Junto al dibujante judío alemán Wolf (Wolfgang Burger, 1917-1940), discípulo del conocido artista alemán Max Ernst (1891-1976), empleado también en las oficinas, Horna lleva a cabo el segundo álbum de propaganda ¿ESPAÑA? Un libro de imágenes sobre cuentos y calumnias fascistas, lanzado por la CNT-FAI contra la campaña de propaganda lanzada por Franco contra los anarquistas. 

La muestra recoge por primera vez una gran parte de este legado inédito, recuperado por la historiadora del arte y comisaria de la muestra, Almudena Rubio, en una investigación llevada a cabo en el Instituto Internacional de Historia Social de Ámsterdam desde 2016. Un viaje visual que se refuerza con documentos inéditos, prensa y revistas de la época que nos ayudan a entender el trabajo y la trayectoria de estas dos reporteras durante la guerra. 

La muestra incluye 220 fotografías (originales de época y copias modernas) y proyecta el fragmento de película de 16mm, encontrada junto al resto del material de los anarquistas en el instituto holandés.  Asimismo, la exposición exhibe una de las 48 cajas de madera, conocidas entonces como las cajas de Ámsterdam, en las que fueron almacenados los archivos para enviarse a la ciudad holandesa justo antes de acabarse la guerra.

Comisaria: Almudena Rubio, IISH Amsterdam 

Organiza: PHOtoESPAÑA, Diputación de Huesca y Calcografía Nacional en colaboración con el Internatinal Instituto of Social History (IISH) y la Fundación Anselmo Lorenzo (FAL).

LUGAR: Sala de exposiciones de la Diputación de Huesca
FECHAS: del 15 de septiembre al 13 de noviembre de 2022
WEB: https://www.dphuesca.es

PUBLICADOS RECIENTEMENTE

© Copyright 2023 Todos los derechos reservados

Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura y Deporte